Protección contra incendios para freidoras y conductos

Las freidoras son uno de los principales focos de incendios en embarcaciones.

El calor en la proximidad de grandes cantidades de líquido combustible (aceite para freír) supone un gran riesgo de incendio. Estos incendios son difíciles de apagar porque también es necesario enfriar el aceite caliente además de apagar las llamas.

Los sistemas HI-FOG® para freidoras y conductos son instalaciones autónomas o instalaciones integradas en el sistema principal. Para conductos en cocinas o lavanderías, se utilizan boquillas nebulizadoras cerradas especiales. Las boquillas nebulizadoras cerradas quedan protegidas fuera de los conductos cuando no están activas. Esto evita que grasas o pelusas obstruyan las aperturas de la boquilla.

HI-FOG® protege todos los espacio a bordo